Zelda: Breath of the Wild 1.1.1 ¡gracias Nintendo!

The Legend of Zelda: Breath of the Wild mejora bastante su rendimiento

117
zelda breath of the wild analisis review nintendo switch

The Legend of Zelda: Breath of the Wild es el proyecto más ambicioso por parte de Nintendo desde hace mucho, no cabe duda. Es un juego cuidado y lleno de detalles (como el del perrete o los cucos), pero con un fallito algo molesto: bajadas puntuales de fps según zonas.

No sabemos si calificarlo de detalle, pero ¿has visto cómo de grande es el mapa frente a otros juegos?

En aquellos puntos muy cargados (por ejemplo estás en un bosque, llueve y hace viento, y mientras tanto atacas a un moblin) se producen algunas bajadas de frames o, incluso, mini-parones. O se producían podemos decir. O se producen pero menos, para ser más exactos.

¿Aún no has visto nuestro análisis de The Legend of Zelda: Breath of the Wild?

Los usuarios de Nintendo Switch que tenemos The Legend of Zelda: Breath of the Wild (o sea, probablemente todos menos algún despistado) hemos recibido estos días una actualización para pasar el juego a la versión 1.1.1: el framerate sigue sin ser perfecto, pero ha mejorado bastante, sobre todo en cierto bosque cuyo nombre no diremos para evitar spoilers (tenéis un vídeo comparando antes y después de la actualización al final del artículo). Si tenéis el juego, no dudéis en comentarnos si habéis notado la diferencia.

En mi opinión, posiblemente equivocada, quién sabe, el problema no es que la Nintendo Switch no pueda con el juego, sino que el hecho de que estuviera creado en principio para Wii U, una consola con una arquitectura diferente, y portado posteriormente a Switch con prisas para que acompañara a la consola de salida, es la verdadera razón de que el juego no vaya 100% fluido.

Un fenómeno así es imán para trolls: llamada a boicotearlo en Metacritic

Y, sinceramente, no esperaba que Nintendo sacase esta actualización: con el éxito que ha tenido el juego, creía que tendríamos que aguantarnos con las bajadas de frames que ocurrían en un principio, por lo que es algo de agradecer. Sí, lo sé, hemos pagado por el juego y debería venir perfecto sin necesidad de actualizaciones, soy el primero que lo cree, pero ¿cuántos juegos no tienen fallos que nunca se corrigen?

NO OS LO PERDÁIS: Maravilloso documental sobre The Legend of Zelda: Breath of the Wild

En fin, esperemos que los próximos juegos que vengan por parte de Nintendo no necesiten actualización ninguna y vayan como la seda desde el principio, pero desde luego, mejor esto que nada. Ojalá tengamos alguna actualización más que haga que The Legend of Zelda: Breath of the Wild vaya 100% perfecto en Nintendo Switch (y Wii U, que no nos olvidamos de los que no han dado el salto a la híbrida de Nintendo, también tienen derecho a disfrutar el juego sin problema ninguno). A continuación, tenéis una comparativa: The Legend of Zelda: Breath of the Wild 1.1.0 (Nintendo Switch) vs The Legend of Zelda: Breath of the Wild 1.1.1 (Nintendo Switch):